26/5/17

El IAAC construirá un pabellón de arcilla mediante robótica e impresión 3D en sólo cuatro días

 

"El Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña (IAAC) estrenará el próximo 23 de mayo el proyecto On Site Robotics, cuyos sistemas de robótica e impresión 3D construirán a escala arquitectónica un pabellón de arcilla durante cuatro días.

Según ha informado el IAAC, con el apoyo del centro de investigación Tecnalia  y gracias a los avances tecnológicos que presenta On Site Robotics en el espacio Future Arena de la feria Barcelona Building Construmat, imprimir en 3D elementos arquitectónicos de grandes dimensiones y pequeños edificios está cada vez más cerca de ser una realidad.

El IAAC dará a conocer durante dicha feria las ventajas del uso de robots accionados por cables, como los usados en los estadios para filmar partidos de fútbol, que permiten abarcar más superficie en la construcción por impresión en 3D por su libertad de movimiento.

La directora académica del IAAC y coordinadora del proyecto, Areti Markopoulou, ha destacado en un comunicado que "la producción con esta combinación de tecnología 3D, robots de cables y drones permite que la construcción sea mucho más rápida, más barata y sostenible".

En esta línea, Markopoulou ha añadido que la posibilidad de trasladar pequeños robots al lugar de construcción permite "reducir radicalmente el impacto medioambiental y económico que hay detrás de la construcción actual, como el transporte logístico o las emisiones de CO2, y también permite al usuario final participar en el proceso de producir su propia vivienda a medida".

El proceso de impresión 3D in situ requiere una supervisión continua del estado del material depositado, la estructura tridimensional, así como las condiciones ambientales, que podrían influir en su comportamiento.

Es por eso que el On Site Robótica  integra el uso de aviones no tripulados programados para volar de forma autónoma. Su objetivo es participar en el flujo de trabajo, el seguimiento del desarrollo a través de cámaras multiespectrales, que, gracias a los procesos computacionales, ofrecen información térmica del estado de secado de la estructura.

El sistema desarrollado en On Site Robótica pretende revolucionar el sector de la construcción, lo que reduce los costos de producción y ofrece la posibilidad de invitar a personalizar el producto final, que puede ser construido en las instalaciones o cerca del sitio de construcción."            (Imprimalia, 17/05/17)

25/5/17

Leche de vaca sin vaca y con la ayuda de la impresión 3D... un sistema similar al de la elaboración de la cerveza artesanal, con la fermentación de antiguas levaduras


"Gracias a una levadura capaz de reproducir las proteínas de la leche, dos ingenieros especializados en Biomedicina han recreado la leche de este herbívoro en un laboratorio y sin necesidad de vaca alguna.

Fundada en el año 2014, Perfec Day (Día Perfecto) es una start up americana cuyo modelo de negocio está en función de los descubrimientos de dos jóvenes investigadores, Ryan Pandya y Perumal Gandhi, ambos de origen indio.

Hace tres años, los dos científicos descubrieron una levadura capaz de cumplir exactamente las mismas "funciones" que una vaca.

Para obtener un resultado concluyente de su descubrimiento, han utilizado una levadura del Departamento americano de Agricultura combinada con el ADN de una vaca lechera y sirviéndose de una impresora 3D.

Mediante la inserción de una secuencia del ADN del bóvido en la levadura consiguieron que ésta fermentara y comenzara a producir auténticas proteínas de leche, las cuales mezclaron con grasas y nutrientes de plantas para obtener una leche sin lactosa. ¿El resultado? El sabor es similar al de la leche.

Después de la carne cultivada en laboratorio y obtenida también mediante impresión 3D y del cuero vegano fabricado a partir de piñas, los consumidores podrán ahora ingerir un bol de cereales rociados con esta leche deliciosamente sintética, ya que el producto se pretende comercializar en los Estados Unidos a partir de fin de año.

Perfect Day alardea de que lo que convendríamos en denominar sus "productos lácteos" carecen de lactosa, son ricos en proteínas, están libres de ntibióticas, hormonas y esteroides, carecen de colesterol, son más seguros, se conservan más tiempo, tienen un sabor similar o mejor al de la leche animal y son amigables para el planeta Tierra.

La compañía sigue investigando con el objetivo de crear una completa gama de quesos y yogures a partir de esta levadura mágica.

 En resumen, en lugar de tener un rebaño de vacas, emplean un sistema similar al de la elaboración de la cerveza artesanal, con la fermentación de antiguas levaduras."               (Imprimalia, 11/05/17)

24/5/17

Primera zapatilla deportiva china por impresión 3D


"Peak ha lanzado  "FUTURE I", su primera zapatilla de correr hecha con una impresora 3D en Pekín, China. El lanzamiento convierte a Peak en la tercera marca deportiva en producir y vender zapatillas impresas en 3D después de Adidas y Under Armour.

En rueda de prensa, Zhihua Xu, director general de Peak Sport, dijo lo siguiente: "Estas zapatillas impresas en 3D son el ultimo resultado de la Estrategia de Innovación de Peak; nuestro objetivo es convertir a Peak en la marca deportiva más internacional, profesional e innovadora en China."

Estas zapatillas se inspiran en el popular modelo Peak FLY V, y se fabricaron utilizando la tecnología de impresión en 3D para lograr un calzado deportivo innovador. Cómodas y transpirables, las zapatillas se fabrican con una estructura reticular especial para la plantilla, hechas con la tecnología 3D, mientras que la tecnología SLS de láser (sinterizado selectivo por láser) da forma al calzado usando el más elástico poliuretano termoplástico.

 El producto final es ligero y flexible, y proporciona una experiencia extraordinaria y excelente en su uso.

Peak tiene cinco centros de Tecnología e Investigación en Pekín, Cantón, Quanzhou, Xiamen y Los Angeles, en los cuáles tiene empleadas a 200 personas con especial talento para la tecnología y el diseño, que trabajan en diseño de productos e innovación. Adoptó la tecnología de impresión en 3D en 2013, y ésta ha supuesto un impulso importante en la innovación del calzado

 En los últimos cinco años, Peak ha utilizado la tecnología de impresión en 3D para fabricar moldes de calzado, analizar la calidad de la producción a gran escala, fabricar moldes de pies impresos en 3D para el jugador de la NBA Dwight Howard y crear unos diseños exclusivos para los moldes de pie de los jugadores.

Las zapatillas de correr "Longji", fabricadas a partir de la tecnología de impresión en 3D, obtuvieron el máximo premio en el China Industrial Design Competition (Competición de Diseño Industrial Chino).

"En el futuro, Peak pretende proseguir en la investigación sobre innovación tecnológica, fabricar más productos deportivos profesionales para satisfacer una alta demanda y para llegar a ser la marca deportiva líder," dijo Zhihua Xu, director general de Peak Sport."               (Imprimalia, 14/05/17)


23/5/17

Peluca impresa en 3D que imita el color, el grosor, la textura y la orientación del pelo original.




"El laboratorio italiano Cesare Ragazzi ha desarrollado una peluca impresa en 3D que palia el problema de la calvicie y el del adelgazamiento del cabello. Según sus responsables, la prótesis impresa de forma tridimensional no es invasiva y no requiere cirugía, y gracias a su belleza natural y a su funcionalidad permite a su usuario vivir cada momento del día con la máxima libertad, hasta el punto de poder practicar natación y otros deportes.

La neoyorquina Sandra Maldonado, que utiliza una de estas pelucas tras haber perdido el cabello por la menopausia y sufrir depresión a consecuencia de ello, afirma que su vida ha cambiado completamente gracias a esta prótesis de pelo impresa.

"Yo me siento preciosa, bella, con esa confianza que cuando entro a un cuarto, pues ya yo sé que me siento bella, que puedo hacer cualquier cosa, y que las personas miran a uno diferente", explicó.
Sandra luce un pelo natural con el color, el grosor, la textura y la orientación de su pelo original.
Con la prótesis puede lavarlo, hacer deporte, y hasta nadar lo que no es posible con una peluca.

"Por ejemplo, que venga alguien y le jale el pelo, fíjese, no se cae", añadió Maldonado. El método no es quirúrgico.

Primero miden el cráneo del cliente y con una impresora 3D construyen lo que llaman un segundo cuero cabelludo.

Después insertan los cabellos a mano y pegan toda la pieza a la cabeza del paciente con un adhesivo médico. 

"La idea es que tengan libertad completa; la gente tiene miedo de vestir una peluca. Nuestra filosofía es que nadie pueda notar la diferencia", explicó Stefano Ospitali, presidente de Laboratorios Cesare Ragazzi.

El precio varía, dependiendo por ejemplo del area del cráneo y de la longitud del pelo.
Cada seis semanas hay que darle mantenimiento.

Es una opción mas en la lucha contra la calvicie.

"Es una inversión, es como tener una prenda y el pelo es una prenda", aseguró Maldonado."           (Imprimalia, 02/05/17)

22/5/17

Primera impresión 3D de carne en Australia... la materia prima es una "tinta de carne" proteína comestible a partir de restos cárnicos y de carne molida


"Miembros de la empresa Meat & Livestock han presentado una impresora 3D de carne que produce proteína comestible a partir de restos cárnicos y de carne molida. La demostración se ha producido en el marco de la 3D Food Printing Conference Asia-Pacific Edition.

Sus creadores describe la materia prima como una "tinta de carne" y estiman que la tecnología de impresión tridimensional cárnica a partir de despojos y de recortes tiene grandes posibilidades para el aprovechamiento y la revalorización de los subproductos cárnicos y el consiguiente incremento de la rentabilidad para los carniceros y fabricantes de embutidos y de conservas cárnicas.

La impresora 3D ha sido construida por la empresa holandesa byFlow, especializada en la impresión 3D alimentaria y que, por ejemplo, ha desarrollado una máquina de imprimir chocolate para la firma franco-belga Barry Callebaut:


byFlow ha conseguido, mediante la utilización de una mezcolanza licuada de despojos y carne triturada lo que ya podría considerarse como las primeras muestras de carne comestible impresa en 3D.

En la Conferencia, el chef corporativo de Meat & Livestock, Sam Burke, preparó algunas recetas con carnes impresas en 3D para su degustación por los asistentes."             (Imprimalia, 09/05/17)

19/5/17

Cota de malla moderna hecha en una impresora 3D es la nueva ropa de la NASA para proteger a los astronautas


"Para proteger la integridad de sus astronautas, la NASA ha desarrollado una especie de “tela” – muy parecido con una cota de malla, como las medievales – que puede ser producido en una impresora 3D, o sea, es posible fabricarlos él hasta dentro de la propia nave o en una estación espacial fuera de la tierra en la medida que sea necesario.

En el lado en el que las piezas son lisas, funciona como un refractor de luz, para mantener la temperatura corporal de los astronautas baja

Esta versión moderna de una cota de malla fue creada por el equipo de Raúl Polit Casillas, en el Jet Propulsion Laboratory, que se encuentra en la ciudad de Pasadena, en California. Además de ser extremadamente fácil de ser fabricado, el material tiene dos funciones importantes: primero, en el lado en el que las piezas son lisas, funciona como un refractor de luz, para mantener la temperatura corporal de los astronautas baja. En segundo lugar, en el lado opuesto, que se parece más a la malla medieval, puede absorber el calor y servir como aislamiento térmico.

 Todo, por supuesto, aún está en fase de pruebas y puede no ser aprobado en fin de cuentas, pero en caso de que funcione, que puede ser utilizado en una variedad de otros puestos de trabajo además de las vestiduras espaciales, como en la cobertura de vehículos y abrigos, que se van a beneficiar mucho con esta protección especial. (...)"     (Pueblo y sociedad)

18/5/17

El primer exoesqueleto para niños, creado por una ingeniera española




"En su libro Robots. Al servicio del ser humano, la investigadora del CSIC Elena García Armada, hace un repaso accesible a la historia de la robótica y las enormes posibilidades que se abren ante nosotros gracias a ella. 

Ciencia de ciencias (“omnidisciplinar” la califica García Armada), la robótica ha sido siempre un terreno abonado para la imaginación, espoleada por los autores de ciencia ficción (el propio término tiene su origen en una novela del escritor checo Karel Capek), que en demasiadas ocasiones situaban a las máquinas como enemigos de los humanos. 

Engendros que, como golems futuristas, se rebelan contra sus creadores hasta destruirlos. Para García Armada esta imagen que despierta desconfianza no se corresponde con la realidad; por eso con sus trabajos y en las labores de divulgación que realiza quiere que la gente deje de ver al robot “como un Terminator” para aceptar “que se trata de un aliado, de una ayuda, de algo que puede contribuir a mejorar su calidad de vida”.

Esta visión de la robótica que defiende García Armada, y que obviamente incorpora una mirada ética sobre la práctica científica, es la que la ha llevado a convertirse en una pionera mundial en el diseño y construcción de exoesqueletos pediátricos, un camino que nadie más se atreve a recorrer por su dificultad. 

En el mundo hay 17 millones de niños afectados por enfermedades neuromusculares, parálisis cerebral, espina bífida o lesiones medulares que les impiden caminar. Los médicos coinciden en que si estos pequeños recuperasen su capacidad para andar erguidos, muchos de los síntomas y las complicaciones asociadas a la enfermedad desaparecerían mejorando su calidad de vida. “No hay exoesqueletos pediátricos en el mundo, lamenta García Armada. Y eso no es porque resulte más difícil hacerlos pequeños. 

Es porque es difícil controlar el movimiento de un exoesqueleto para que se adapte a una sintomatología tan compleja como la que supone una enfermedad de tipo neurológico degenerativo”. Las características de este tipo de enfermedades hace que cada paciente requiera un exoesqueleto distinto que se adapte a sus necesidades. 

Un condicionante que ha frenado la inversión y la investigación hasta ahora, pero que no asusta a la española: “los principales obstáculos a los que nos enfrentamos hasta ahora no son científicos ni tecnológicos. Son financieros, regulatorios y legales”.

Estas dificultades no impidieron que García Armada fundara Marsi Bionics, empresa a la que define como un spin off del CSIC y la Universidad Politécnica de Madrid, y desde la que sigue peleando para sacar adelante el proyecto. 

En una entrevista publicada por la web del Centro Superior de Investigaciones Científicas, la investigadora lamentaba ese punto de vista centrado únicamente en el dinero que lastra muchos avances científicos:

 “Yo me indigno porque si me pongo en el lugar de esas familias, me corre un escalofrío al pensar que hace años podríamos haber empezado a darles una solución a niños que se están muriendo. ¿Por qué siempre tenemos que pensar en el aspecto económico, en el retorno, en el beneficio? Estamos hablando de salud pública, de nuestros niños y de una tecnología española. Siempre compramos la tecnología a otros países y cuando la tenemos aquí, no la apoyamos”. 

La culpa, como en la famosa copla, es del “maldito parné”. Afortunadamente García Armada no piensa rendirse, así que todos esos niños por los que pelea día a día tienen una esperanza."                  (El País, 14/05/17)

17/5/17

Expertos culpan a una 'ciberarma' secreta de la NSA del masivo ataque cibernético global

"El ciberataque global y los crímenes de las agencias de espionaje estadounidenses.

 Durante los últimos días, al menos 350.000 computadoras han sido infectadas por el programa maligno llamado “WannaCry”, incluyendo 70.000 dispositivos como escáneres para resonancias magnéticas, refrigeradores para el almacenaje de sangre y otros equipos utilizados por el Servicio Nacional de Salud (NHS; National Health Service) de Reino Unido. Como resultado del ataque, el NHS se vio obligado a rechazar a pacientes de emergencia y mandar ambulancias a otros centros, potencialmente resultando en un agravamiento de las condiciones de los pacientes y hasta muertes.

El virus es un ransomware o programa de secuestro que encripta documentos y datos de usuarios hasta que los atacantes reciban un pago. Este utiliza exploits —partes de programas que explotan las vulnerabilidades de un sistema— que fueron desarrollados por la Agencia de Seguridad Nacional (NSA, National Security Agency) de EEUU, sólo una pequeña muestra del arsenal de armas informáticas de la NSA. Cuando los investigadores de la NSA descubrieron la vulnerabilidad en el sistema operativo de Windows que WannaCry aprovecha, se negaron a informarle a Microsoft. La compañía descubrió la existencia de dicha vulnerabilidad poco tiempo antes del público en general, cuando lo filtró un grupo de hackers llamado Shadow Brokers el 14 de abril de este año.

El sábado pasado, el presidente de Microsoft, Brad Smith, escribió secamente que el NSA debió informarles sobre la vulnerabilidad. “Este ataque es otro ejemplo de por qué el almacenamiento de vulnerabilidades por parte de los gobiernos es un problema”, escribió, añadiendo que “el ataque más reciente refleja un enlace involuntario pero igualmente desconcertante entre las dos amenazas más graves a la seguridad cibernética en el mundo de hoy: las acciones de los Estados nación y del crimen organizado”.

Finalmente concluye: “Necesitamos que los gobiernos consideren el daño que le causan a los civiles por acumular estas vulnerabilidades y emplear estos programas”.

Microsoft está lejos de ser inocente en lo que concierne a las operaciones de la NSA. Ha mantenido una política de informarle al gobierno estadounidense sobre errores antes de ser reparados y reconocidos públicamente para que la NSA utilice las vulnerabilidades de sus sistemas.

Pero más allá, la declaración de Smith constituye una acusación verdaderamente condenatoria sobre las operaciones de inteligencia de EEUU, insinuando que sus acciones no se distancian mucho de las operaciones de las organizaciones criminales.

Las herramientas para ciberataques que emplea el programa WannaCry cumplen un propósito aun más funesto que un programa para secuestrar documentos: el espionaje ilegal de toda la población mundial como parte de actividades sistemáticas de subversión y ciberataques.

En mayo del 2013, el contratista de la NSA, Edward Snowden, reveló que el aparato de inteligencia estadounidense recopila, procesa, lee y cataloga una gran cantidad de comunicaciones privadas dentro de este país e internacionalmente. Snowden explicó que el objetivo de la NSA, el brazo de “inteligencia de señales” de la comunidad de inteligencia estadounidense, acceder sin restricciones a toda la información privada. De hecho, sus lemas, según una presentación interna que fue filtrada, son “Recolectarlo todo”, “Procesarlo todo”, “Explotarlo todo”, “Olfatearlo todo” y “Saberlo todo”.

Las operaciones ilegales de vigilancia nacional autorizadas por el gobierno de Bush después de los atentados del 11 de setiembre dieron lugar a una expansión enorme de espionaje estatal que fue expuesta por Snowden. Con la colaboración, tanto voluntaria como forzada, de las empresas de telecomunicaciones más importantes, Washington podía acceder a casi todas las conversaciones telefónicas, correos electrónicos y mensajes escritos en dispositivos digitales.

En los años siguientes, las plataformas comunes de comunicaciones mejoraron sustancialmente sus capacidades de seguridad, con casi todos los sistemas de comunicación vía Internet incorporando encriptaciones automáticamente. Estos desarrollos provocaron comentarios de funcionarios de inteligencia estadounidense quejándose de que el Internet se estaba “oscureciendo” para la NSA y la CIA, mientras que los políticos, incluyendo a la candidata presidencial demócrata, Hillary Clinton, comenzaron a pedir que se criminalizara el uso encriptación.

La NSA respondió ampliando enormemente sus “Operaciones de acceso a la medida”, la sección de la agencia dedicada a “la explotación de redes de ordenadores”, comúnmente conocido como hacking. La NSA adoptó un nuevo lema: “Sus datos son nuestros datos, su equipo es nuestro equipo —en todo momento y todo lugar”.

La NSA comenzó a expandir su lista de armas cibernéticas conocidas como exploits para entrar a la fuerza a casi cualquier dispositivo conectado al Internet. Un documento interno de la NSA del 2012 señala que la NSA estaba colaborando con las mayores compañías de tecnología y telecomunicaciones del mundo para “insertar vulnerabilidades en los sistemas de encriptación comerciales, sistemas informáticos, redes y dispositivos que sean receptores finales de comunicaciones utilizados por objetivos”.

El enorme equipo de investigadores de seguridad de la NSA —el más grande del mundo— también trabajó para descubrir y explotar vulnerabilidades en productos existentes, manteniéndolos en secreto de los fabricantes para que la NSA pudiese utilizarlos para acceder a computadoras, redes y dispositivos conectados a Internet antes de que otros en el campo los descubrieran y les recomendaran soluciones a los fabricantes.

Además de utilizar estas herramientas espionaje masiva, la NSA los ha convertido en armas para llevar a cabo ataques cibernéticos contra los adversarios geopolíticos de Washington. El más notorio de estos fue el lanzamiento del virus Stuxnet en el 2010, que arruinó alrededor de mil centrifugadoras nucleares iraníes. El ciberataque fue coordinado con una serie de asesinatos con coches bomba, atribuidos por la prensa a EEUU e Israel, con los que mataron a por lo menos tres físicos nucleares iraníes.

El hecho de que más del setenta por ciento de los afectados por el virus WannaCry fue en Rusia suscita la posibilidad de que haya sido parte de un ataque cibernético estadounidense al estilo de Stuxnet. El otro país que fue afectado desproporcionadamente fue China.

El lunes pasado en Beijing, el presidente ruso, Vladimir Putin, dijo, “En cuanto a la fuente de estas amenazas, los encargados de Microsoft declararon esto directamente. Dijeron que la fuente de este virus fueron los servicios especiales estadounidenses”.

El asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Tom Bossert, comentó que encontrar a los responsables de ciberataques es “algo que a veces se nos escapa. En este caso, puede ser difícil atribuirlo”.

La declaración de Bossert es notablemente diferente a lo que había dicho el director de Inteligencia Nacional en octubre pasado, que las agencias de espionaje estadounidenses tenían “certeza que el gobierno ruso dirigió... las filtraciones recientes” de correos electrónicos relacionados con la campaña electoral de Clinton.

Esa declaración fue parte de una amplia campaña del Partido Demócrata, los medios de comunicación y gran parte de la élite política para envilecer a Rusia afirmando que habían realizado un ciberataque contra las elecciones presidenciales del 2016. Como parte de esta ofensiva, la prensa, encabezada por el diario New York Times, ha presentado a Rusia como una líder mundial en hacking o ataques informáticos, vulnerando al honradísimo sistema electoral de Estados Unidos.

No hay duda de que si el programa maligno hubiese invertido los roles, afectando primordialmente a Rusia y dejando a EEUU prácticamente intacto, los medios habrían atacado a los hackers rusos y exigido al gobierno de Trump tomar represalias a través de sanciones, ciberataques de vuelta y más amenazas militares. Los demócratas se hubiesen puesto al frente de los llamados para promulgar nuevas resoluciones belicistas en el Congreso.

Al examinar los hechos que fueron expuestos por el virus WannaCry demuestran que la mayor banda de criminales cibernéticos del mundo, por mucho, tiene su sede en Washington, D.C."             (Andre Damon, wsws , en Jaque al neoliberalismo, 18/05/17)


 "El ataque informático de los últimos días empleó un software malicioso diseñado para bloquear el acceso al computador o sistema informático, hasta tanto se pague una determinada suma de dinero. 

El término ransomware alude a este dispositivo extorsivo, cuya reciente modalidad fue bautizada como WannaCry. Los atacantes se habrían apropiado de una de las tantas vulnerabilidades detectadas y almacenadas por la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), de allí que Microsoft responsabilizara a la NSA por la fuga y posterior pandemia, comparando la propagación del virus con una sustracción de misiles Tomahawk al Ejército estadounidense.

 El héroe de la jornada fue un joven inglés de 22 años que descubrió un kill switch (interruptor asesino o de desconexión) que impidió una contaminación mayor.

 Se dificultó dirigir acusaciones a la patria de Putin, porque los rusos también fueron afectados. De hecho, en esta oportunidad las sospechas se cultivan en Moscú contra sus contradictores de siempre. Mikhail Delyagin, director del Instituto de Problemas de la Globalización, lo expresa sin tapujos: “Respeto la honestidad de los Estados Unidos. Nos amenazaron con un ciberataque y es lo que se produjo.” Sin embargo, especialistas rusos del Consejo de la Economía Digital lo descartan, por juzgarlo un ataque demasiado estúpido.
 
 Sucede que pese a la velocidad y la extensión de WannaCry, llaman la atención los déficits del software, impropios de hackers experimentados. La inclusión del interruptor mencionado en el código del software facilitó la detección y paralización del ataque, otras fallas directamente no permiten identificar a las víctimas y sus desembolsos. Los desperfectos son propicios para alentar conspiraciones. 

Es posible conjeturar que el objetivo no fue recaudar dinero, sino humillar a una de las más importantes agencias de inteligencia de Washington. Pero si no fueron los rusos, ¿a quién culpar?

 Para buena parte del imaginario global, cualquier cosa que se diga de Corea del Norte es creíble, por ende ya existen los que indican que el grupo Lazarus, desde hace años sindicado de ser amparado por Pyongyang, está involucrado en el ataque con WannaCry. 

Lazarus es conocido principalmente por el demoledor ataque contra Sony Pictures a fines del 2014, pero a posteriori fue acusado de desfalcar arcas bancarias de Filipinas, Ecuador, Vietnam y Bangladesh. ¿Por qué sospechan de Lazarus? El código de programa de puerta trasera empleado en una versión pretérita de WannaCry, llamado Contopee, también fue utilizado en sus intervenciones por Lazarus.

 Gobernanzas y acciones públicas

 ¿Es posible que se materialice el “peor” escenario descrito en el informe de la Comisión Global sobre Gobernanza de Internet, en el cual la intensidad de las acciones maliciosas y de los controles políticos estimulen una desconfianza tal que reduzca más que significativamente el uso de la Internet?

 Es interesante advertir que la comisión ubica en el mismo plano de peligrosidad a la malicia criminal con la “excesiva regulación gubernamental” ¿Considerarán los miembros de la comisión que existió un excesivo despliegue de gobierno en el ciberataque norteamericano dirigido contra el programa nuclear iraní del 2013, o en el intento de manipulación de televisores y smartphones por hackers de la CIA, para convertirlos en hogareños y móviles vigilantes?

 Con seguridad que a los globales gobernanzantes de la Internet no les gusta nada el Escudo Dorado chino, y su capítulo estrella: el Gran Cortafuegos, ingeniería legal y tecnológica diseñada para restringir accesos a servicios y plataformas digitales foráneos. En rigor de verdad, es posible obtener habilitaciones, las que se conceden si se manifiesta conformidad con los intereses nacionales establecidos por las autoridades comunistas. 

Al Reino del Medio no le interesa formar parte de aldea global alguna, por el contrario estima que las únicas plataformas reales son las soberanas y opera para que las digitales, como el resto de las actividades económicas, se subordinen a los lineamientos estatalmente fijados, al menos en la geografía que gobiernan.

 El 11 de mayo de este año Donald Trump emitió una orden ejecutiva para fortalecer la ciberseguridad de las redes federales y las infraestructuras críticas. Se trata de un conjunto de enunciados, estándares y buenas prácticas, que, en primer término, aseguran continuidad al Marco para la mejora de la ciberseguridad de las infraestructuras críticas ordenado por Obama. 

La ciberseguridad estadounidense cuenta, entonces, con un respaldo bipartidario. Pero conviene registrar que en materia securitaria tan sensible, aparecen involucradas, por orden presidencial, las Secretarías de Trabajo y de Educación, con el objeto de participar con otras secretarías en la consideración y promoción de programas que desarrollen la fuerza de trabajo cibersecuritaria del futuro que su país necesita, en los sectores público y privado, con acciones que deben aplicarse desde los estudios primarios, hasta los más altos niveles, sin perjuicio de cursos y aprendizajes técnicos no universitarios. 

Además ordena al Director Nacional de Inteligencia que observe y revise los esfuerzos desarrollados por otros países, en tanto puedan comprometer la competitividad norteamericana en ciberseguridad.

Conclusiones

 De ser cierto que el modelo de negocios primario de la Internet se edifica sobre una vigilancia masiva es del todo coherente que la criminalidad se especialice en la sustracción de informaciones más o menos íntimas. La progresiva privatización de la vida social, para beneplácito lucrativo de los monopolios extractivistas de datos del capitalismo digital, incrementa los bancos y depósitos de informaciones a los que apuntan los cibercriminales. 

Los ciberataques se multiplicarán en tanto la Internet apueste antes por la interacción social y la conectividad que por la inclusión y la libertad, la última mucho más predicada que actualizada por las figuras icónicas del capitalismo digital.

 El desarrollo de capacidades cibersecuritarias es asunto de primer orden, para una eficaz y soberana defensa de los asuntos vitales de cada nación. El estadio tecnológico en que cada país se encuentra determina el tipo de discurso promovido en foros internacionales, y el grado de apertura de las políticas públicas de Internet y digitales. Pero incluso en los países tecnológicamente más avanzados existe una activa intervención, con el elemental fin de mantener sus ventajas en el largo plazo.

Los gobiernos que confíen en invisibles manos de mercado o improvisen ejercicios desactualizados deberán recomendar a sus ciudadanos que sigan las tres reglas comunicadas por el criptógrafo Robert Morris, jefe científico del Centro Nacional de Seguridad Informática de la NSA: no poseer una computadora, no encender una computadora y, por último, no usar una computadora."       ( Fredes Luis Castro , El Viejo Topo, 18/05/17, Artículo publicado originalmente en el blog del autor Shushwap)


"Un 'software' potencialmente malicioso, desarrollado secretamente por la Agencia de Seguridad Nacional de EE.UU. (NSA, por sus siglas en inglés), ha sido señalado como el culpable de la catástrofe cibernética en la que decenas de miles de sistemas informáticos fueron infectados en al menos 74 países.

Se trata de un tipo de 'exploit' —un fragmento de 'software' que aprovecha una vulnerabilidad de un sistema para ejecutar código malicioso— que ha sido identificado como WannaCry. Este tiene como objetivo 'secuestrar' los archivos de una computadora para posteriormente pedir su 'rescate' a los usuarios a cambio de una suma de dinero, un esquema malintencionado típico del denominado 'ransomware'.

"Este es el primer ataque concentrado de 'ransomware' a nivel global", comentó a RT Vince Steckler, director ejecutivo de la compañía de seguridad informática Avast. El experto indicó que esta pieza de 'software', que aprovecha una brecha de seguridad de Windows, fue primeramente detectada en febrero y poco después fue liberado un 'parche' que corrige dicha vulnerabilidad. Sin embargo, Steckler destaca que muchos no actualizaron sus equipos y por eso fueron infectados.

Snowden señala al responsable 
Steckler agregó que este ataque en particular fue liberado como una "filtración" desde los "círculos de Inteligencia de EE.UU.", situación que corrobora el exempleado de la CIA Edward Snowden.
"La decisión de la NSA de crear herramientas de ataque dirigidas a 'software' estadounidense ahora amenaza las vidas de pacientes en los hospitales", afirmó Snowden en su cuenta de Twitter, en referencia al caos que se vivió en numerosos centros médicos del Reino Unido.

El exempleado de la CIA añadió que la agencia estadounidense, "a pesar de las advertencias", diseñó una "peligrosa herramienta de ataque" que afecta a los sistemas operativos occidentales y cuyas consecuencias se han hecho visibles.

Finalmente, Snowden instó al Congreso de EE.UU. a preguntar a la NSA si existen otras vulnerabilidades en los sistemas operativos usados en los hospitales y aseveró que, de haber sido revelada la brecha de seguridad cuando fue detectada, "esto probablemente no hubiera sucedido".

"Si la NSA hubiera informado de la vulnerabilidad del programa [una conocida brecha de seguridad del sistema operativo Windows], los hospitales habrían tenido años y no meses para prepararse", subrayó."                 (Rebelión, 16/05/17)

16/5/17

La estructura arquitectónica más compleja de la historia: tiene 1.300 millones de facetas... por lo que es necesario utilizan la impresión 3D como una herramienta de experimentación


Digital Grotesque II at Centre Pompidou Imprimer le monde exhibition – Foto: Fabrice Dall’Anese

"Tiene un lejano parecido con un arrecife de coral, un panorama alienígena, una pesadilla gótica o una de aquellas grutas manieristas que los nobles de antaño hacían construir en sus jardines para hacer más soportable el aburrimiento de las tardes de verano… 

Pese a las posibles referencias o sugestiones, nunca ha existido nada igual en complejidad arquitectónica: es la estructura con más facetas nunca antes construida y ha sido necesario un superordenador para procesar el proyecto, hacer los planos e imprimir en tres dimensiones una parte de la superficie de la mareante gruta.

Para llevar a lápiz y papel Digital Grotesque (Grotesco digital) harían falta varios miles de años de trabajo ininterrumpido: estamos ante un diseño con 1.300 millones de facetas (superficies distintas), ninguna igual a cualquiera de sus compañeras, y 42 billones de vóxeles (del inglés volumetric pixel: la unidad mínima procesable de una matriz tridimensional). Ni siquiera el Templo Expiatorio de la Sagrada Familia, la catedral-sueño plástico-estética-religiosa de Gaudí, se enreda en tantas y tan diversas formas.

La gruta se expone estos días en Mutations-Créations / Imprimer le monde (Mutaciones-Creaciones / Imprimir el mundo), una muestra colectiva y temática que reúne en el Centro Pompidou de París a una generación de artistas, diseñadores y arquitectos que utilizan la impresión 3D como una herramienta de experimentación.

 Digital Grotesque II at Centre Pompidou Imprimer le monde exhibition.

Digital Grotesque es una estructura “altamente ornamental” fabricada en una impresora 3D de las que utilizan arena como sustrato base. Para lograr el prototipo de 3,45 metros de alto fueron necesarios dos años de trabajo de programación previo, siete toneladas de arenisca como materia prima y un tiempo de impresión de un mes.

La novedad del proyecto es que demuestra que son posibles “nuevos mundos arquitectónicos tangibles” autogenerados por algoritmos, sin necesidad de diseño humano, dicen los responsables del asunto Michael Hansmeyer y Benjamin Dillenburg, programadores y arquitectos. Discutiendo la poca opción a lo imprevisto que deja la proyección y calificando a sus compañeros de gremio de “freaks del control absoluto”, sostienen que con el empleo de algoritmos basados en la subdivisión la “sorpresa es posible” en la arquitectura.

De la precisión se encargan las máquinas. Un algoritmo de subdivisión “explora todo el potencial de la impresora 3D creando estructuras porosas y multicapa con profundidad espacial“, afirman, convencidos de que el desarrollo autogenerativo de los algoritmos consigue que sea posible lo que de otra manera nunca llegaría a término por sencilla falta de tiempo.

Los autores de Digital Grotesque explican así la idea y la impresión que causa:
Un solo volumen engendra millones de ramas, creciendo y plegándose en una compleja estructura topológica. Cientos de metros cuadrados de superficie se comprimen en un bloque que forma un paisaje orgánico entre lo artificial y lo natural. De pie frente a la gruta, uno es golpeado por una riqueza hasta ahora invisible de detalles que a veces es abrumadora.
Para el par de arquitectos computacionales —así se refieren a sí mismos— Digital Grotesque es un testamento sobre formas de hacer caducas y señala “un nuevo tipo de arquitectura que deja atrás los paradigmas tradicionales de racionalización y estandarización y en su lugar enfatiza la percepción del espectador, evocando maravilla, curiosidad y desconcierto“.

Para Hansmeyer el futuro será de la “arquitectura exuberante en la que lo excepcional reemplace a la norma“.                     (Jose Ángel González, 20Minuros, 27/04/17)

15/5/17

Siemens y Stratasys introducen la impresión 3D en la producción industrial del ferrocarril alemán




"La división Mobility de Siemens, compañía destacada en soluciones globales tecnológicas y de ingeniería, utiliza la tecnología de impresión 3D FDM de Stratasys Ltd., la empresa de soluciones de fabricación aditiva e impresión 3D, para fabricar piezas de producción personalizadas finales destinadas al proveedor alemán de servicios de transporte Stadtwerke Ulm/Neu Ulm (SWU) Verkehr GmbH.
Siemens Mobility supera los obstáculos asociados a los métodos tradicionales de producción de bajo volumen imprimiendo en 3D las piezas para los tranvías con una impresora 3D Fortus 900mc de la serie Production de Stratasys. De este modo, las piezas están listas en cuestión de días y no semanas, y se eliminan los costes excesivos de fabricación de herramientas.

La división Siemens Mobility, con centros en Erlangen, Krefeld, Berlín y Múnich (Alemania), desarrolla tecnología para vehículos e infraestructuras para máquinas de transporte. Antes de incorporar la impresión 3D a su proceso de producción, Siemens Mobility se enfrentaba al reto de satisfacer la demanda cada vez mayor de piezas personalizadas únicas por parte de los clientes.

Si no había existencias de una pieza de repuesto, Siemens tenía que adquirir la maquinaria o las herramientas para fabricarla para satisfacer las necesidades de los clientes del sector ferroviario. Este proceso, además de resultar largo, era poco rentable: Siemens solo podía aceptar pedidos de más de 10 piezas, ya que si el volumen era inferior no se justificaban los costes de producción.
“Desde que incorporamos la impresora 3D Stratasys Fortus 900mc Production al proceso de fabricación, podemos ofrecer servicios de producción para piezas finales mucho más flexibles y adaptados a las necesidades de los clientes”, explica Tina Eufinger, Desarrollo de negocio, división Siemens Mobility.

“Antes de integrar la impresión 3D en la producción, teníamos que fabricar un mayor número de piezas para que el proyecto fuera rentable. En cuanto a las peticiones de un número reducido de piezas, acabábamos almacenando las que sobraban hasta que se utilizaran, se desecharan o quedaran demasiado obsoletas para emplearlas.

Con la Fortus 900mc, podemos crear un diseño totalmente personalizado con unos requisitos concretos y optimizarlo varias veces antes de imprimirlo en 3D. De esta forma, el tiempo de producción se reduce de semanas a días y el proceso es suficientemente rentable como para ampliar nuestra oferta de servicios incluyendo la producción de piezas únicas”.
Una muestra de este rentable proceso de fabricación de bajo volumen son las piezas que Siemens realiza para SWU Verkehr GmbH, la empresa de transporte que gestiona 10 redes de tranvías en la ciudad de Ulm, y que incluyen reposabrazos personalizados para el asiento del maquinista y cubiertas de carcasa para el ‘enganche’ (cubierta del acoplamiento entre dos vagones).

Para cumplir los estándares de protección contra incendios del sector ferroviario alemán, Siemens utiliza materiales termoplásticos sintéticos de Stratasys con la calificación FST (llamas, humo y toxicidad), con los que imprime en 3D piezas de transporte ligeras y resistentes, que se pueden instalar directamente en los tranvías de Ulm.
Andreas Düvel, representante de ventas y de servicio al cliente de Siemens Mobility, explica: “Para los clientes como SWU Verkehr GmbH, la disponibilidad es el activo más importante: los tranvías y los servicios deben estar disponibles y funcionar ininterrumpidamente para que la empresa de transportes obtenga beneficios.

En Siemens nos enfrentamos a menudo con este tipo de desafíos. La posibilidad de imprimir en 3D de forma rápida y rentable piezas personalizadas según los requisitos del cliente permite que empresas como SWU Verkehr GmbH se involucren en el diseño y la producción de sus propias piezas.“Con la fabricación aditiva personalizada, estamos alcanzando niveles máximos de satisfacción del cliente, porque este participa activamente en la creación y optimización de las piezas. Esto no habría sido posible con la producción en masa”, añade.

Los clientes del sector del transporte pueden solicitar piezas de producción impresas en 3D a Siemens Mobility en línea. Ahora, la empresa está ampliando su oferta de servicio en línea: los clientes que necesiten piezas de repuesto o que tengan que realizar cambios en las existentes pueden conectarse a Internet y solicitar la pieza personalizada en cuestión, que se imprimirá en 3D y se entregará posteriormente. Esto ha supuesto la aparición de un modelo de negocio de producción a petición, en el que las piezas se fabrican ajustándose a los plazos y requisitos de los clientes.

“Siemens es un excelente ejemplo de cómo la impresión 3D contribuye a que la producción de pequeñas cantidades de piezas personalizadas sea rentable, no solo para el fabricante en este caso, sino también para el cliente final, el sector ferroviario”, explica Andy Middleton, presidente de Stratasys EMEA.

“La posibilidad de localizar la fabricación e imprimir en 3D a petición está transformando el funcionamiento de las cadenas de suministro, porque ya no es necesario tener en stock grandes cantidades de piezas obsoletas. En el sector ferroviario, las empresas como SWU Verkehr GmbH pueden colaborar con los fabricantes para diseñar y optimizar las piezas impresas en 3D cuando las necesiten, lo que garantiza el funcionamiento de los tranvías y reduce al mínimo las interrupciones de estos servicios públicos”.                 (Interempresas, 25/04/17)

12/5/17

Francia usará clítoris impresos en 3D para enseñar a los niños sobre sexo


"Aunque los tiempos modernos nos han acercado más a los temas sexuales y a la exploración de los cuerpos, las clases de educación sexual que aún se imparten parecen medievales. En realidad no han enseñado cosas que de verdad nos sirvan.

Es cierto que en la última década es notoria la creciente conciencia mundial sobre la salud y el optimismo sexual, pero no en todos los países se enseña ni entiende de la misma manera

Según un informe del Haut Conseil à l’Egalité, organismo gubernamental encargado de la igualdad de género en Francia:
La educación sexual en las escuelas públicas sigue enseñando que los niños están centrados en la sexualidad genital, pero las niñas dan más importancia al amor.

La investigadora Odile Fillod, que radica en París, educa a la juventud de Francia sobre las realidades del sexo y la anatomía femenina con su nueva y genial creación: el primer clítoris anatómicamente correcto impreso en 3D.

Los científicos han sabido durante años que tanto los niños como las niñas son mentalmente muy sexuales y se enfocan generalmente en la sexualidad genital.

Fillod siente que su creación ayudará a las niñas francesas entender sus propios cuerpos y superar los estigmas contra la sexualidad femenina que son enseñados por la sociedad, la escuela, los hombres, otras mujeres, la publicidad, en resumen, todos.
En entrevista a The Guardian, Fillod dijo:
Es importante que las mujeres tengan una imagen mental de lo que realmente está sucediendo en su cuerpo cuando son estimuladas.[…] En la comprensión del desempeño clave del clítoris, una mujer puede dejar de sentir vergüenza, o creer que es anormal si el coito peniano-vaginal no funciona para ella, dados los datos anatómicos, que es el caso de la mayoría de las mujeres.
Tal vez la parte más revolucionaria de este modelo de clítoris es que es de código abierto. Cualquier persona con una impresora 3D puede imprimir uno sin tener que pagar a Fillod un euro. Gracias a esa generosa decisión, las escuelas primarias y secundarias francesas comenzarán a utilizar el modelo como una ayuda didáctica a partir de septiembre.
Esperamos que un modelo así también llegue a las escuelas e instituciones de nuestro país, para que todos las personas que pronto empezarán su vida sexual y las que ya son sexualmente activas entiendan mejor cómo funciona un clítoris."                (Televisa, 28/04/17)

11/5/17

El Corte Inglés lanza las gafas impresas en 3D

"Un cambio de paradigma en la distribución óptica". Así definió ayer Miguel Carrasco, director general de Óptica 2000, el lanzamiento de Mimic Eyewear, el primer servicio de gafas hechas a medida con impresión 3D que se pone a la venta en España.

Una vez medida la vista de cada persona, el sistema, que ya se comercializa en los centros de El Corte Inglés de Sanchinarro (Madrid) y Diagonal (Barcelona), consiste en un escaneado del rostro del cliente mediante el uso de cuatro cámaras que toman imágenes, también infrarrojas, para obtener la fisionomía y morfología de su rostro.

De esta forma, se obtienen parámetros como cuál debe ser el largo de la varilla de la gafa, como debe ser su puente o qué distancia debe haber entre cristal y cristal. "El resultado es una gafa totalmente personalizada para cada persona", afirma Juan Carlos Dürsteler, director de Innovación de Horizons Optical, la empresa tecnológica con la que se ha aliado El Corte Inglés para ofrecer el servicio, además de Indo, que será el proveedor de cristales.

Una de las principales novedades de este nuevo modelo comercial es que la gafa no existe hasta que se hace el pedido. "Hasta ahora llegabas a una óptica y tenias cientos de gafas que te podías probar, pero con Mimic podremos eliminar esos stocks y ser más eficientes y sostenibles", sostiene Francisco Gil, product manager de Óptica 2000.

Eso no significa que el cliente no podrá probarse las gafas ya que los centros que vendan Mimic tendrán probadores virtuales que permitirán ver cómo queda cada modelo de forma digital en el rostro de cada persona, lo que ayudará a elegir monturas y colores entre un total de 270 combinaciones diferentes. Las gafas, impresas en poliamida a través de una técnica de capas, se entregarán al cliente 10 días laborales después de realizar el pedido.

Horizons Optical ha invertido junto a otro grupo de socios europeos un total de 8 millones de euros, de los que 5,7 millones han sido financiados con fondos comunitarios, en el desarrollo de esta tecnología que ha adquirido El Corte Inglés en exclusiva en España hasta mediados de 2018 y que busca distribuidores para comercializarse en otros países a partir de septiembre.

El Corte Inglés extenderá a lo largo de este mes el servicio a su centro de Lisboa y pretende comercializarlo en siete centros más en septiembre, aunque avisa de que no se instalará en todas las tiendas de Óptica 2000 porque "Mimic es un producto muy determinado para un consumidor muy determinado", apunta Miguel Carrasco. Su precio final, tanto para gafas de ver como de sol, será desde 319 euros con cristales monofocales y desde 579 euros con progresivos.

El objetivo del grupo es que entre el 5% y el 10% de las gafas que vende Óptica 2000 correspondan a esta técnica de impresión 3D, lo que serviría para hacer rentable la inversión realizada. Solo cada escáner facial supera los 10.000 euros.

De momento, se ofrecerán las gafas solo en material poliamida aunque es posible ya imprimir en otros, aunque eso haría los precios menos comerciales. "Sabemos que se puede imprimir en titanio, pero es algo que tenemos en concepto porque su precio se iría por encima de los 1.800 euros", apunta Francisco Gil. (...)"                  (Expansión, 09/05/17)

10/5/17

Una 'start up' española crea impresoras 3D para industrias como la sanitaria que imprimen con el espesor de un pelo

 "El los últimos años, hemos asistido al boom de la impresión 3D y la fabricación aditiva como la próxima gran revolución de la producción industrial. Una tecnología que también ha calado muy hondo en el ámbito de consumo y el ocio personal pero que, sin embargo, no había logrado dar respuesta de forma completa a las necesidades específicas de resolución, tipo de materiales y eficiencia que determinados verticales -como la sanidad- requieren.

En ese campo, sobresale una start up española, Microlay 3D Printers, que ha desarrollado equipos de impresión 3D capaces de fabricar piezas con resoluciones inferiores al espesor de un pelo humano (alrededor de 55 micras), con la ventaja añadida de que cada capa se construye con una sola proyección. O, dicho de otro modo, la impresión es independiente de la complejidad de la capa, con lo que se logra una mayor rapidez en la fabricación.

«Llevamos tres años acumulando conocimiento e identificando un nicho de mercado que hace unos meses decidimos explorar. En España no había ninguna empresa dedicada a fabricación de impresoras 3D para sectores profesionales específicos», explica Miguel Goñi, consejero delegado de Microlay 3D Printers. «Además de diseñar el hardware, también lo fabricamos aquí, en España, porque queremos estar por encima de los detalles del proceso productivo». 

La clave de su innovación pasa fundamentalmente por la combinación de la tecnología SLA (estereolotográfica) y DLP, logrando que las resinas líquidas se fotopolimericen (logrando así que sean resistentes) al ser expuestas a luz ultravioleta. «La tecnología SLA fue patentada hace 30 años, pero no ha sido hasta ahora, después de que hubiera vencido la patente, que está realmente penetrando en sectores donde antes era imposible por culpa del precio de estas máquinas. Nosotros mismos hemos incorporado mejoras en velocidad, software y materiales a esa tecnología», aclara el emprendedor.

Por el momento, Microlay se ha centrado en explotar todas estas capacidades en el ámbito sanitario. «Acabamos de comenzar la comercialización de la DentalFab, una impresora especialmente diseñada para el sector dental en la que llevamos trabajando desde hace dos años. En España trabajamos con GT Medical, empresa especializada en CAD/CAM dental, en cuanto a distribución, y estamos cerrando acuerdos por todo el mundo», nos detalla Goñi, que añade: «Ya es posible imprimir directamente coronas y puentes, férulas de descarga y alineadores invisibles».

Eso sí, las miras de esta compañía española no se quedan ahí, sino que ya planean el lanzamiento de dos nuevas máquinas que exploten otros verticales donde la fabricación aditiva necesite de esta mayor resolución. Nuevos retos que también obligarán a Microlay3D Printers a duplicar su actual plantilla -de unos siete trabajadores- a lo largo del año. Y todo ello sin haber recibido ni un solo euro de subvenciones y con un modelo de financiación basado casi exclusivamente en recursos propios."             (El Mundo, 26/04/17)

9/5/17

Nace la impresora de vidrio




"Imprimir vidrio empieza a ser posible. Gracias a la tecnología 3D estándar, un equipo del Instituto Karlsruhe de Tecnología de Alemania ha conseguido fabricar pequeños panes pretzel y castillitos en este material.
Ahora se trata de ir más allá y producir estructuras de alta calidad óptica adecuadas para el diseño de lentes y filtros complejos, tal y como señala el autor de la investigación, Bastian E. Rapp, en Nature.

Las impresoras 3D son fáciles de usar y permiten modelar prácticamente cualquier objeto con un software adecuado. Están al alcance del usuario doméstico. Sin embargo, su principal limitación es el escaso rango de materiales con el que se pueden fabricar los objetos.

Fabricar lentes y filtros de forma rápida y barata

El vidrio tiene una serie de propiedades muy útiles que no tienen los plásticos. No arde. Es un buen aislante eléctrico y térmico. Es de gran utilidad en óptica. Se obtiene a unos 1500 °C a partir de arena de sílice –arena–(SiO2), sosa (Na2CO3) y carbonato de calcio –conchas– (CaCO3).
La creación de estructuras a medida, especialmente de cristales de alta pureza, es algo difícil. Son necesarias altas temperaturas de procesamiento o productos químicos agresivos.

La nueva técnica, diseñada por el ingeniero Bastian E. Rapp y sus colegas, supera este problema utilizando un nanocompuesto de sílice de flujo libre denominado “vidrio líquido”.  Introducido en el tanque de una impresora estándar 3D se pueden producir formas complejas que luego se tratan con calor para producir sílice fundido de calidad óptica.

Es decir: se mezcla polvo de vidrio (sílice) con un líquido, con el que formará un polímero (una estructura de átomos compleja). Los polímeros sí se pueden introducir en el tanque de material de la impresora 3D, como la tinta en una convencional de papel.

Se imprime, así, una figura que tendrá un aspecto plástico. La escultura se introduce en un horno durante horas. Ahí, a altísimas temperaturas, todo arde y se convierte en cenizas, excepto el vidrio, que se compacta y endurece, quedando con la forma del polímero inicial, que era su esqueleto.

La nueva técnica produce superficies con suficiente claridad y reflectividad. Eso es lo que permite una amplia gama de aplicaciones ópticas. “El proceso también ayuda a que uno de los materiales conocidos más antiguos sea accesible a las técnicas de impresión 3D del siglo XXI”, concluyen los autores.

Impresoras que soplan vidrio

Hasta ahora no era posible introducir vidrio en una impresora 3D, pero sí se podía adaptar la máquina para que soplase vidrio.

Esta técnica, probada por el MIT Media Lab, está basada en la tradicional forma de crear objetos de cristal: someter el sílice y otras sales a temperaturas enormes para, después, moldear el cristal en estado no sólido. La impresora desarrollada allí podía jugar con la pasta de vidrio para, después, inyectarlo a través de un cabezal. Todo ello, manteniendo la incandescencia.

El proceso es menos eficiente y no permite crear cualquier figura previamente modelada en ordenador. Pero, sin duda, resulta particularmente bello."              (El Independeiente)

8/5/17

Implantes para rodillas dañadas fabricados por impresión 3D


"Un material que imita al cartílago y que ha sido creado recientemente por unos investigadores podría un día permitir que los cirujanos impriman en 3D piezas con las que reemplazar a las naturales de la rodilla y cuyas formas estén hechas a medida para la anatomía de cada paciente.

Las rodillas humanas incluyen un par de amortiguadores integrados llamados meniscos. Estos trozos de cartílago con forma de oreja, situados entre los huesos del muslo y la espinilla, amortiguan cada paso que damos. 

Pero el desgaste de muchos años de vida, o un único percance durante un partido de fútbol o actividad física potencialmente peligrosa, pueden dañar de forma permanente estos soportes esenciales, provocando dolor y un mayor riesgo de desarrollar artritis.

Después de alcanzar la adultez, nuestro menisco posee una capacidad limitada de regenerarse. Los cirujanos pueden intentar reparar un menisco dañado, pero a menudo debe ser retirado de forma parcial o completa. Los implantes disponibles no alcanzan la resistencia y la elasticidad del cartílago original o no son biocompatibles, lo que quiere decir que no sostienen el crecimiento de células para que se regenere la zona.

El material basado en hidrogel desarrollado por el equipo de Benjamin Wiley, de la Universidad Duke en Durham, Carolina del Norte, Estados Unidos, es el primero que alcanza en fortaleza y elasticidad el cartílago humano. 

Además, se puede fabricar mediante impresión 3D y es capaz de permanecer estable dentro del cuerpo. Para demostrar lo bien que podría funcionar en implantes, a los investigadores les bastó usar una impresora 3D de 300 dólares. Gracias a las excelentes cualidades del material, el equipo de Wiley logró crear con la modesta impresora meniscos a medida para un modelo de plástico de una rodilla."                 (NCYT, 21/04/17)